domingo , 19 mayo 2024
REBAJAS

MI PRIMER ENDURO by POL VINYALS

Nuestro amigo Pol Vinyals nos deja su crónica de la que fue su primera carrera de enduro:

INTRODUCCIÓN

Apenas quedaban 10 días para mi debut en el mundo del enduro, y también en competición sobre dos ruedas, cuando, siguiendo la normativa, fue publicado en internet el track de mi primera carrera, el Endubitem VTT, prueba de apertura del campeonato catalán de enduro y las intense enduro series.

POL_2

Así pues, después de casi tres meses expectante sobre la carrera, mi amigo Alex y yo, nos dispusimos a ir el fin de semana antes para hacer un reconocimiento del circuito previo a la carrera… Y allí fue donde llego el mazazo, el golpe… Ya me había pasado antes, pensando en competir en cursas de descenso, todo se fue a la porra un día en el bikepark del Valle de Aran donde probé el track de la copa catalana de descenso. Una vez hube terminado el descenso por ese angosto sendero, en mi mente las palabras “competición” y “descenso” no se volverían a juntar.

Pero con el enduro, pensaba que todo iba a ser diferente… y claro, por una parte se pueden diferenciar ambas modalidades pero mi principal motivo por el que quise probar suerte en el mundillo del enduro fue el hecho de pensar que todo sería más fácil.

Sin duda alguna subestimé totalmente, no solo, lo que realizar una carrera de enduro requería físicamente, sino también la dificultad continua y totalmente comparable con el track de descenso oficial que había realizado unos meses antes.

POL_18
Foto Carme Carles

Sigamos.

Para poneros un poco en situación, os contaré que tengo 17 años, y que antes de realizar la carrera llevaba alrededor de 7 meses con mi primera bici de enduro, una Trek Remedy 8, de la cual solo recibo elogios, y a esos 7 meses podéis sumarle algunas salidas por la Serralada de Collserola (lugar donde suelo entrenar excepto en verano) con una rígida.

Así que después de una buena madrugada, y dos horas en la carretera, por fin llegamos a Bítem, localidad donde se celebraba la cursa, y donde nos estaría esperando “Ross”, un miembro del Club Esportiu Montaspre y de la organización de la carrera, que nos haría de guía durante esa mañana.

POL_3
Foto Arnau Padrosa

Para resumir un poco, después de comprobar la inesperada dificultad y el poco “flow” (al que no estoy acostumbrado) de los senderos, descendiendo de manera interrumpida y relajada por los senderos, y tras unas 3 horas y media de entreno, sufrí una caída al inicio del tramo 4, cosa que me impidió continuar ese día, y por lo tanto, ir a ciegas en los tramos 4, 5 y 6 el día de la carrera.

Aun así del dolor y la frustración por una caída tonta, intenté no resignarme a volver a casa con mal cuerpo e intentar seguir entrenando los días previos. Pero me fue imposible, durante alrededor de 4 días sufrí intensos dolores en mi rodilla, dolor que me impidió entrenar hasta el viernes por la tarde, cosa no recomendable pues forcé demasiado teniendo en cuenta el breve tiempo de recuperación.

Y llegó el sábado, tan sólo un día se interponía entre mi objetivo y yo: terminar la carrera. Objetivo que había ido cambiando con el paso de los días, sobretodo el sábado anterior.

POL_11
Foto Cris Domenech

Así pues, volvimos a la carretera y al llegar a Bítem tras 2 horas de coche, mis ojos no vieron nada bueno… ya había mirado previamente las previsiones del tiempo en la localidad pero aun así no estaba preparado para ello. Un cielo negruzco cubierto de nubes, y una niebla espesa cubrían las montañas de Bítem. Hecho que me preocupó bastante, pues con la lluvia y la niebla deslizarse por los distintos senderos rocosos me parecía un suicidio. A pesar del cansancio, mi plan para esa mañana era realizar los tramos 4, 5 y 6 para ir prevenido de cara al día siguiente. Aun así, debido a las condiciones meteorológicas y del terreno, solo pudimos realizar el tramo 1 y el 6, este último de gran dificultad, y con un salto final para lucir técnica (los que la tienen 😛 ).

Finalmente, después del corto pero intenso entreno mañanero, nos dispusimos a ir a nuestro hotel para descansar, situado en la sierra del Mont Caro, para así levantarnos con unas magníficas vistas y donde la mañana siguiente tuvimos la suerte de ver cuatro cabras hispánicas.

POL_14
Foto Cris Domenech

¡Y LLEGÓ! A pesar de haber pasado mala noche, igual debido a los tardíos nervios, la hora había llegado. Cargue la bici al coche, cogí mi casco y protecciones y nos pusimos en marcha.

20 minutos después ya estaba repasando tenerlo todo listo para la carrera, y por fin me puse en el orden de salida.

LA CARRERA

Faltan minutos para que empiece oficialmente la carrera, y de pronto noto que me sube el ritmo cardíaco rápidamente, intento calmarme pero no funciona demasiado. Las 09:13 y 20 segundos, ¡ME TOCA! Anuncian mi nombre por megafonía y salgo hacia la primera especial.

POL_13
Foto Ricard Carles

El recorrido del tramo de enlace es de 3 kilómetros y tiene un tiempo máximo de 27 minutos para llegar al inicio de la primera especial. Después de las primeras rampas con un alto desnivel, llego con apenas cinco minutos para prepararme antes de salir. Me subo las rodilleras, inicio la cámara y me pongo el casco integral, todo listo para empezar la “Senda del Pilar”.

TRAMO 1

3-2-1. ¡VAMOS! Empiezo a rodar con un grito de guerra y pedaleo a fondo para superar un pequeño tramo de subida, la inclinación del sendero disminuye y empiezo a coger velocidad, hasta que en una curva hecha sobre una roca freno sutilmente para evitar el pequeño precipicio. A partir de ese momento empieza mi sufrimiento, el sendero, cada vez con más curvas y plagado de rocas, me hace imposible coger velocidad y hace aumentar mi ritmo cardíaco a niveles casi extremos. Sigo bajando como puedo, intentando esquivar rocas y pedalear siempre que el sendero, y mis piernas, me lo permitan, hasta que llego a la parte más difícil del tramo 1. Una “pared” de unos cincuenta metros en donde el sendero pasa por una roca lisa, y muy resbaladiza. Después de coger mal la curva antes de la “pared” y dejar pasar a dos corredores, me dispongo a bajar, frenando para no caerme. Y abajo, aun con el ritmo cardíaco muy acelerado entro en una recta de poca inclinación pero muy estrecha, que me lleva hacia “el tourmalet” del tramo, una subida de unos 60-70 metros que me rompe totalmente el ritmo y que me hace perder alrededor de un minuto de tiempo. Para terminar, un pequeño salto y a pedalear a fondo para ganar unos breves segundos. Y fin del tramo 1, según mis cálculos, mi bajada ha durado alrededor de 9 minutos, fuera del tiempo “recomendado” entre 4 y 8 minutos. A pesar de estar contento de haber terminado el tramo 1 y sin haber padecido ninguna caída, termino muy cansado y considero, aunque de forma breve, abandonar la carrera. FIN DEL TRAMO

POL_4
Foto Arnau Padrosa

Después de descansar, beber agua y haber recuperado un poco de fuerzas, me dispongo a realizar el segundo tramo de enlazo. Los tramos de enlazo, van todos por la misma carretera, y tener que subir aún más lejos que en la subida anterior no me hace ninguna gracia… Para este tramo de enlace tengo un tiempo de 53 minutos, y la distancia a cubrir es de unos 5 kilómetros. A pesar de que encuentro algún corto llano, las subidas se vuelven más intensas y bajo el ritmo, no estoy acostumbrado a subir tanto. Como consecuencia llego 10 minutos tarde a mi salida, y me arrepiento de haber estado casi cinco minutos descansando después del primer especial. Me vuelvo a preparar rápidamente y salgo hacia la conquista de la “Senda Nou Moret”.

TRAMO 2

3-2-1: ¡Empiezo! Mi mente me dice que acelere todo lo que puedo, para evitar adelantos, y por qué recuerdo que la parte final del tramo es complicada. Así pues, no pasa mucho tiempo hasta que me adelantan, y me sobresalto con los gritos de algunos corredores y su veloz ritmo de bajada, ¡parecen auténticos corredores de los mundiales de descenso! Sigo por el sendero y entro a un pequeño bosque donde me esperan varias curvas encadenadas, y donde mi falta de técnica me condiciona y me hace frenar. Justo a punto de llegar a la recta final, me aparto como puedo para que pase otro corredor, y delante de mí me encuentro con un tramo casi sin desnivel, con mucha roca resbaladiza y algo de barro, y con un poco de precipicio al lado, las condiciones perfectas para frenar la bici y donde pierdo demasiado tiempo. Finalmente, cojo una bajada en curva con peralte, y ¡he llegado! A pesar que creo haber bajado más rápido que antes y no haberme cansado tanto, no me ha dado muy buenas sensaciones la bajada y me propongo ir a todo gas en el tramo 3 para subir un poco el listón. FIN DEL TRAMO

POL_5
Foto Arnau Padrosa

Tomo un par de vasos de agua para hidratarme y empiezo a subir a pie por un camino de tierra, ancho, junto con demás corredores. Mientras vamos subiendo, me comentan que el tramo 3, debido a las lluvias de los últimos días, que por suerte hoy han cesado, han dejado en sendero en mal estado y está muy resbaladizo. Menos de 10 minutos y ya he llegado al inicio del siguiente tramo, La Pedrera, un nombre muy sugerente…. Vuelvo a prepararme y pido paso para poder salir cuanto antes, pues aun voy con retraso.

TRAMO 3

Bip – Bip – Bip. Salgo justo detrás de un corredor y me mantengo pegado a él en los primeros metros de la especial pero me gana cierto margen de ventaja, en un corto desfiladero donde ni siquiera hay arena, todo son piedras. Sigo hacia adelante, pedaleando solo cuando el terreno me lo permite, un estrecho sendero en la cordillera de una pequeña colina. Unos metros más adelante, me encuentro con mi primer obstáculo, una especie de cortado de más de un metro de roca resbaladiza. Vacilando, me dispongo a bajarlo justo cuando me he de apartar para que pase un corredor, demasiado tarde, en la posición que estoy me es imposible bajar montado en la bici. Un poco a regañadientes, bajo el cortado a pie, y le pido a un fotógrafo que no me saque ninguna foto, ¡no hay que dejar constancia de esta debilidad! Apenas 20 segundos más tarde, encuentro una pequeña casita de campesino, y me doy cuenta de que he llegado a la mitad del tramo. Seguidamente, me esperan varias curvas encadenadas de 180 º y de arena polvorienta, muy resbaladiza, sin pensarlo demasiado, me bajo de la bici i me pongo a correr por las curvas. A pesar que moralmente me parece reprochable, sé que he ganado algo de tiempo. Sigo bajando y llego a una subida, un poco más corta que la del tramo 1 y de mucho menos desnivel, pero antes he de dejar pasar a otro corredor, no me creo que puedan ir tan rápido. Para rematar mi suerte, se me engancha la cámara del casco con una rama y se me cae el casco. Ya con cara de frustración afronto el último trozo de la tercera especial, termino de subir el repechón, y en el cortado final, el cual yo lo paso por el lado, me salta justo al lado un corredor local conocido, Joan Carles Renom, del Saracen, y casi caemos los dos. Cojo el último peralte, y otra vez muy cansado, termino una especial más. FIN DEL TRAMO

POL_6
Foto Agustí Descarrega

Rápidamente, me dirijo a Joan y le pido disculpas por la acción del cortado, en la que ha perdido velocidad en parte por mi culpa. Siendo consciente de que el tiempo corre, y que ya voy con retraso a la cuarta especial, me detengo para hidratarme pues me noto ya cansado. Un par de vasos de agua, y dos minutos descansando son suficientes, así que me pongo en camino. A pesar de que todas las subidas se hacen por carretera asfaltada, cosa que facilita el ascenso, tengo que enlazar con la carretera por un camino de tierra y piedra suelta, no hay tiempo para el descanso. Llego a la carretera asfaltada, y me encuentro con el hermano de Alex, que en esta ocasión no compite, y al haber apenas dos minutos de diferencia entre Alex i yo, decido esperarle para ascender juntos. Después de unos 25-35 minutos de subida, que se ha hecho más llevadera por ir acompañado de Alex, llegamos arriba del tramo 4.

TRAMO 4

Bip – Bip – Bip. Empiezo el tramo 4 sin haberme fijado en mis suspensiones, que están semi-bloqueadas, pero aun así, en este tramo no me afecta demasiado. Apenas he realizado 100 metros de bajada, y me encuentro, donde el sendero cruza la carretera de subida, con un organizador de la carrera que me impide bajar más… Resulta que hay un herido en medio del sendero y que lo están atendiendo los servicios médicos, y que al ir ya muy retrasados es mejor que no bajemos… Fin de (mi) tramo 4 con un sabor de boca agridulce, después de haber subido hasta tan arriba para nada. Finalmente, la decisión de la organización ha sido no puntuar este tramo. FIN DEL TRAMO

POL_9

Lo siguiente en teoría sería subir hacia el tramo 5, lo cual sería lo más lógico pues estamos a mitad de camino, pero Alex i yo empezamos a estar algo cansados, y preferimos bajar por la pista asfaltada para descansar y darlo todo en el tramo 6. En no más de 5 minutos, ya hemos llegado al inicio del tramo 6, situado justo antes del primero. Parece mentida lo poco que hemos tardado en bajar comparado con la subida. Así pues, llegamos al tramo 6 y nos hemos de esperar hasta nuestro orden de salida, alrededor de 1 hora, tiempo que aprovecho para descansar, reponer algo de energía con una barrita y agua, y charlar con otros compañeros que también se han saltado un tramo.

TRAMO 6

¡Vamos Vamos Vamos! Salgo gritando al inicio del tramo y en breves cojo una velocidad considerable. Solo había recorrido este tramo una vez el día anterior, y no lo conocía al 100%, así que justo empezar a coger velocidad, tengo que meter un frenazo para no “comerme” un cortado que me sale justo encima. Me bajo de la bici y al montarme, rápidamente pedaleo para coger velocidad suficiente para el siguiente cortado, que de este si me acuerdo, y lo paso sin ningún problema, era de los pequeñitos. Cojo un par de curvas, y rezo para que se haya secado la recepción del salto con rampa, y que no haya tanto barro como el día anterior. Salto dando un poco de espectáculo y animando a los espectadores e intento ir lo más rápido que puedo. Bajo un par de rampas, y cruzo el campo de tiro que hay en medio de la especial, estoy llegando a la parte más dura y técnica de la carrera: un seguido de curvas poco abiertas y multitud de cortados rocosos. Tengo que bajarme en algunos de ellos pues los veo demasiado resbaladizos, y a pesar que pierdo demasiado tiempo, no tengo que dar paso a tantos corredores como en otras especiales, tan solo a dos en este último. Llego al último tramo rocoso y se lo que eso significa, me preparo bien y cojo aire para el salto final, con gran cantidad de espectadores, y el cual solo había realizado una vez el día antes. Voy un poco lento para coger la curva, y al entrar en la rampa suelto freno. ¡Y a volar! La emoción del momento me sobrepasa y me siento envuelto en los apoyos de a gente, me sube rápidamente la adrenalina, y llego a la meta. Finalizo con un buen derrape, y voy hacia el salto para ver la llegada de Alex. Para terminar lo que ha sido una buena pero muy dura mañana, vamos juntos hacia el paddock donde nos espera un buen plato de estofado de carne para reponernos. FIN DE LA CARRERA

POL_10

REFLEXIONES

Como resultado, Alex i yo hemos quedado último y penúltimo, respectivamente, en la categoría junior (16 corredores) y 268 / 267 en scratch. A pesar del resultado, ambos estamos contentos por el hecho de haberlo intentado y por la experiencia en sí de realizar nuestra primera carrera de enduro.

Como valoración personal, creo que a ambos nos ha faltado por una parte, una mejor condición física, (pues ambos a pesar de tener bicis de enduro solemos salir a hacer descenso, haciendo los remontes con un funicular) y por otra parte más habilidad y destreza a la hora de bajar. También hay que destacar, des de nuestro punto de vista, la dificultad del terreno, al que no estamos acostumbrados y para el que no estábamos preparados. Un terreno muy rocoso y con multitud de cortados, y añadirle también el aumento de la dificultad debido a las condiciones meteorológicas.

Lo único que nos falta pues es dedicarle más tiempo y dedicación de cara a planificar nuestra próxima carrera, la que seguramente, no se hará esperar demasiado 🙂

Un saludo y gracias por vuestro interés y atención.

REBAJAS ALLTRICKS

Te Puede Interesar

CRONICA ENDURRAZO, OPEN GALLEGO DE ENDURO by HECTOR PARADA

CRONICA ENDURRAZO, OPEN GALLEGO DE ENDURO by HECTOR PARADA Hace unas semanas hemos hecho un …

4 Comentarios

  1. Muy buen artículo, Pol.
    Yo no iba muy lejos de ti, llevaba el 46 y, la verdad es que la cosa por allí detrás estaba complicada. A’un siendo de la zona, nunca habia ido por allí en mojado. Y esta roca no es como otras que agarran en mojado, esta resbala hasta en seco.
    La verdad es que, igual que yo en 2014, elegiste una de las carreras mas bestias de la copa para debutar. Y este año, con la lluvia, la palabra suicidio que has usado, era la mas correcta. Terminar esta carrera, ya viste que muchos no acabaron, es un triunfo. Además, me doy cuenta de que lo pasaste bien, que es de lo que se trata los que no podemos ganar. Precisamente, lo bonito del enduro es que te encuentras con mucha gente de todas partes, haces amigos con los que montarás en otros momentos y en otras carreras, con los que compartiras comentarios, fotos, rutas…. Es una bonita modalidad. Aunque ya ves que no es menos técnica que el dh ni mucho menos física que el xc. Digamos que está justo en medio. jeje !!
    Enhorabuena pués por haber acabado todo un EnduBitem como el de este año y espero que nos veamos en algún otro que seguro haremos.
    Saludos.

    • Hola Albert, muchas gracias por tu comentario, significa mucho para mí. Como ya menciono en el artículo, para nada me esperaba la carrera de tanta dificultad, pero al ser la primera del año fue la escogida… ahora todavía estoy poniendome a tono entrenando siempre que puedo, para volver listo despues de verano, supongo (si compites) que nos veremos en el resto de las enduros en Cataluña, el enduroXtrem, el pineda rocs y el enduanoia. Mucha suerte y gas!

  2. Motiva mucho! De hecho da gusto leerte. A mi me encanta estas vivencias en primera persona.

    Este año voy a ver si me curro la endurama de aquí. Imagino que mi relato diferirá mucho de el relato de Pol pues creo que no llegaré a los puntos de salida en tiempo. Bueno, me quedan unos meses para ponerme en forma. Y l optimismo es mi religión, así que lo intentaré. Let’s GO, vamos!

    • Hola Emritoaugusto, lo primero muchas gracias por tu feedback y me alegra mucho que te haya gustado. En cuanto a tu carrera, simplemente ves a pasartelo bien y dosfrutar la experiencia, hay muy buen ambiente y llegar o no a los tramos para mi es lo de menos, lo bonito es disfrutar de un buen dia de enduro en compañia de amigos y demás riders. Si aun tienes tiempo para la endurama, con una o dos salidas a la semana te bastara, empieza por salidas cortas sin demasiado desnivel y poco a poco notaras el cambio y podras entrenar mas duro. Un saludo y mucha suerte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.